POR QUÉ CHILE

A partir de la COP25, Chile declaró su interés en asumir un liderazgo en temáticas medioambientales. Desde esa perspectiva, Chile se ha planteado un conjunto de desafíos que están pendientes y que tiene pleno interés de querer afrontarlos.

Uno de esos principales desafíos es lograr transitar desde la industria del Siglo XX a la industria del Siglo XXI. La industria del SXXI es una industria sostenible porque los consumidores y comunidades del SXXI no están en condiciones de aceptar industrias que no sean sostenibles.

De igual forma, las inversiones del SXXI no están dispuestas a financiar proyectos que no sean de triple impacto. El mundo del SXXI es el mundo de la SOSTENIBILIDAD. Es el mundo del bienestar, de la naturaleza, de las personas, de las comunidades y de las empresas. Es el TRIPLE IMPACTO, es la sostenibilidad económica, social y medioambiental.

La propuesta de proyectos y de desarrollos que estamos generando para la Región de Coquimbo en el Foro Mediterráneo Sur que estamos invitando, está plenamente en el centro de la industria del SXXI.

Por lo tanto, todos los proyectos que deseamos apoyar en la Región de Coquimbo son proyectos de inversión de triple impacto, y todas las soluciones tecnológicas apuntan a permitir el tránsito de las industrias regionales y nacionales a industrias sostenibles, esperando ser un referente Sudamericano en este material.

POR QUÉ LA REGIÓN
DE COQUIMBO

La Región de Coquimbo alberga un patrimonio natural y cultural invaluable para el planeta.

Contamos con la mayor cantidad de microclimas dentro del único bioma Mediterráneo de Sudamérica, donde caben fauna y flora de Valles transversales excepcionales y de ecosistemas marítimos.

Además, tenemos los cielos más limpios del Mundo, idóneos para experiencias eco y astroturísticas, en un mundo que aprecia cada vez más el bienestar.

Somos el territorio con mayor nivel de exportaciones en alimentos mediterráneos de bioma frio, a contraestación, que nos permite abastecer al mundo de alimentos de dieta mediterránea altamente diferenciados, tan apetecidos en la actualidad.

Queremos no solamente afrontar los desafíos del cambio climático que nos apremian, sino que también esperamos agregar valor a nuestros productos y servicios.

Por ello, hemos abierto una ventana, a través del Foro Mediterráneo Sur, para impulsar nuestras industrias, a través del fomento al emprendimiento, la innovación y la inversión de impacto, bajo principios de la Economía Circular